Hace unos meses Gomaespuma anunciaba una reunión que iba a celebrar con algunos de sus oyentes en una cena que serviría de recaudación para la fundación que lleva el mismo nombre del dúo que forman Juan Luis Cano y Guillermo Fesser. Estuvieron en ‘Julia en la onda’ en una entrevista en la que el servicio de documentación del programa no terminó de atinar ciertos datos, pero de la que se pudo sacar en conclusión una cosa: Cano y Fesser no volverían a estar juntos frente a un programa.

Bueno, lo de estar al frente de un programa se supone que debían estar sugiriendo que tenía que ser uno de radio, o a lo mejor de televisión y que, además, como dato indispensable, tuviera que ser diario, o semanal. ¡Vamos! ¡Que tuviera una periodicidad!

Bajo este estándar ya se sabe que no, pero en ningún momento no hicieron ningún comentario a hacerle la cobra a algún especial radiofónico o televisivo. Pues este último ya ha ocurrido y se lo ha llevado la plataforma de pago movistar+ que estrenó el pasado 26 de diciembre el especial ‘Gomaespuma, el reencuentro’.

Lo del reencuentro no va por ellos dos, que asumen que de tanto en cuanto se reúnen, se hablan, se ven, aunque la distancia de estar uno en España y otro en Estados Unidos haga que muchas veces este hecho se produzca por vía telemática, ya que las llamadas telefónicas transoceánicas siguen estando fuera de la gran mayoría de planes convergentes de telefonía.

Así que el reencuentro se ha hecho con sus oyentes, aquellos que durante muchos años los descubrieron en las mañanas de M80 Radio, algunos otros en su anterior etapa de Antena 3 Radio, y seguro que menos cuando estuvieron en Onda Cero. Han sido más de 17 años fuera del micrófono, entiéndase con programa propio y periodicidad asidua.

Y para celebrarlo han reunido a bastante gente frente al escenario del Gran Teatro Caixabank Príncipe Pío de Madrid, que ha querido simular la presentación de un late night, con su mesa de escritorio, con sofá al lado para que se sienten los invitados, y pequeña orquesta para que amenice el momento oportuno, dentro del resumen de acontecimientos que se han ido produciendo desde que Cano y Fesser decidieran dejar la radio.

Por allí han pasado José Mercé, Rozalén, Vicente del Bosque, José Andrés y Nadia Calviño, entre otros, y cómo no, la gran Cándida Villar que ha hecho el intento de hacer la crítica de ‘As bestas’. Con 92 años a cuestas el dúo le ha ofrecido el premio ‘Fundación Gomaespuma’. Se lo merecía, pero desde hace años.

Tras ver el programa me quedo con una cosa: Gomaespuma se ha convertido en un hito de los carrozas, entre los que me encuentro. El público de la grabación debía tener una media de 45-50 años, todos nostálgicos de un momento radiofónico que sabemos no volverá, pero del que tenemos una gran constancia que existió. La memoria de cada uno, además de las grabaciones que se han ido recuperando, son el vivo recuerdo de un tiempo que, seamos sinceros y visto el panorama, no parece que vaya a volver en grandes cantidades. Los programas de humor están relegados a momentos puntuales en los grandes programas o a las madrugadas de los fines de semana, y no es que se les dé demasiada importancia.

Otro de los puntos hace referencia al inicio del especial cuando, micrófono en mano, hacen una de sus encuestas, en este caso a un público joven, universitario, y centrado en la pregunta de si conocen a Gomaespuma. Solo una persona, y espero que no fuera un testimonio falso, los recuerda vagamente por un libro que ha visto en una casa medio ajena.

El editor José Manuel Lara comentaba lo de “la nostalgia es un error”. En este caso no debe serlo, pero lo parece.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.